Viajes en pareja: Japón

Japón: Viajes en pareja

Un viaje de novios a Japón supone conocer la cultura oriental en todo su esplendor, dejándose envolver por toda la armonía necesaria para afrontar los comienzos del matrimonio. El país oriental siempre atrapa a los protagonistas de un viaje de pareja, volviendo a casa con la necesidad de pensar en otro viaje para el futuro.
Japón es uno de los destinos más fuertes para las ofertas de viaje de novios en cuanto al mercado oriental. Comenzando por Tokio, la capital del país, los protagonistas de la luna de miel podrán observar las razones por las que esta ciudad es uno de los motores del mundo tecnológico en el que nos desenvolvemos. Además de ello, podrán también ser testigos del pasado esplendoroso relacionado con el imperio japonés, con visitas al templo de Kannon, donde la arquitectura de líneas suntuosas es la nota predominante, como en el resto de los típicos edificios de arte oriental.
En Kioto, el turismo de la luna de miel se orienta, sobre todo, a la observación de la armonía existente en los numerosos templos y santuarios, ya que esta ciudad del sur de la isla central destaca por ser una gran guardiana de la tradición y de la religión ancestral. Por ello, numerosos turistas llegan durante todo el año para dejarse atrapar por el encanto y la paz que se respira en las cercanías de estos santuarios; algunos, puestos en pie en la época imperial.
Buscando otros escenarios, la ciudad de Sapporo ofrece un fuerte contraste, sobre todo, relacionado con el clima y el tipo de edificios. Es una ciudad más apropiada para los deportes de invierno, en la que los novios encontrarán el paraíso perfecto si son aficionados a ellos.

Cinco lugares para descubrir durante la luna de miel: Tokio, por la mezcla de tradición y modernidad; Kioto, por su pasado legendario y su paz; Yokohama, por ser una puerta abierta al mundo; Sapporo, por ser la cuna del turismo de invierno en el Lejano Oriente; y el monte Fuji, en la isla de Hondo.