Viajes en pareja: Irlanda

Irlanda: Viajes en pareja

La República de Irlanda es una gran isla del norte de Europa, separada de Inglaterra por el mar de Irlanda. Su población es de origen celta y aún conserva tradiciones muy arraigadas de esta cultura, sobre todo en las islas y en los pueblos del norte. Los principales rasgos  de la cultura gaélica los vemos en su idioma, en la música y la danza.  Asi como en algunos festejos como  bodas,  Navidad y el día de San Patricio.

Los paisajes de Irlanda son uno de los más dramáticos del mundo y han servido de inspiración para diversos artistas. Las costas, con su salvaje belleza, nos regalan vistas impagables. Acantilados de 200 metros de altura, costas rocosas y playas de arena infinitas. Las aguas que las bañan son de baja temperatura y sólo las focas se aventuran a ellas. Cerca de la costa se encuentran las montañas más altas, y hacia el interior, los lagos y pequeñas ondulaciones de diversos tonos de verde.

Los castillos irlandeses han sido testigo de importantes sucesos históricos y son otra de las señas características del país. Están dispersos en todo el territorio, y muchos de ellos se encuentran en muy buen estado de conservación. Algunos han sido restaurados y convertidos en hoteles, una opción de hospedaje muy romántica para la luna de miel. Los más impactantes y más visitados son Trim, Cahir, Kilkenny, Blarney, Bunratty, Birr y Roca de Cashel.

La capital de Irlanda es Dublín y es otro de los puntos interesantes a visitar. Alberga algunos ejemplos de arquitectura georgiana impresionante, pubs literarios y centros culturales donde podrán presenciar un espectáculo de música y baile, tan característico y emblemático de la cultura celta.

Una visita a Irlanda no estaría completa sin la experiencia en uno de sus Pubs. Para los irlandeses son una institución, son el corazón de la vida social. No se vayan sin conocer su vibrante atmósfera y sin la degustación de una pinta de cerveza negra. También pueden visitar la fábrica de Guinness, donde les cuentan la historia desde sus orígenes y por supuesto, los deleitan con unos tragos de la exquisita cerveza.

Más lugares imperdibles:

  • Los acantilados de Moher, impresionantes vistas del Océano Atlántico, desde un acantilado de 230 mts de altura sobre el mar.
  • Anillo de Kerry, te lleva alrededor de la línea costera de Kenmare a Killorgin con vistas realmente impactantes.
  • La Calzada del Gigante, son inmensas piedrás rectangualres perfectas a la orilla del mar, que no parecen obra de la naturaleza.
  • Burren,  paisaje bizarro que asemeja a la superficie lunar, crudo e inhóspito, fruto de la erosión del viento y el agua.
  • Slieve League, filosos acantilados que se hunden en el océano.
  • Los Ríos Shannon y Erne, costean hermosos paisajes y pueblitos, y son aptos para la pesca deportiva y la navegación.
  • La ciudad de Galway, capital cultural del país
  • Lagos de Killarney, paisajes montañosos y costeros, salpicados de monumentos y castillos medievales.